Te Estoy Observando™
Bienvenidos Te Estoy Observando aun no eres usuario, que esperas registrate es facil y te divertiras



 
ÍndicePortal 1.0GaleríaFAQBuscarRegistrarseMiembrosConectarse
Te estoy observando el mejor foro
Te estoy Observando les da la Bienvenida
Conectarse
Nombre de Usuario:
Contraseña:
Entrar automáticamente en cada visita: 
:: Recuperar mi contraseña
Descargas
Upload

Comparte | 
 

 La confesion de la muuerta

Ir abajo 
AutorMensaje
alexgsc5
Forero Timido
Forero Timido
avatar

Cantidad de envíos : 95
Fecha de inscripción : 22/01/2008

MensajeTema: La confesion de la muuerta   Lun Ene 28, 2008 12:01 am

La confesión de la muerta

Una noche de hace siglos, un sacerdote apellidado Aparicio estaba cenando en casa de una noble familia, y de repente los criados le avisaron al sacerdote que un par de borrachos tocaron a la puerta rogando por su presencia.

Él los atendió, le avisaron que una moribunda necesitaba confesión y los acompañó hasta un carruaje, que lo transportó a un barrio poco poblado hasta casa ruinosa bloqueada con tablones en las ventanas y entradas. Una ancianita andrajosa y llorosa salió a recibirlo por la única puerta desbloqueada y le indicó subir al piso superior donde él encontró a una joven muchacha con fiebre, acostada sobre un petate con vestido de terciopelo y con diadema. Escuchó su confesión e inmediatamente después de absolverla de sus pecados, ella se debilitó al bajar los escalones, los superiores se derrumbaron. En el piso inferior no encontró a la ancianita y afuera de la casa ya no estaba el carruaje, al cual nunca escuchó marcharse.

El sacerdote asustado regresó apresuradamente a pie a casa de sus anfitriones a quienes les contó lo sucedido. El señor de la casa, ordenó preparar una escolta armada para acompañarlo de nuevo a aquella casa. Cuando llegó, observó que la puerta por la que entró estaba atrancada y bloqueada con clavos oxidados. Los criados irrumpieron en la casa y durante el cateo el Padre Aparicio observó por la ventana hacia el patio un pañuelo a los pies de una lápida en ruinas. Los criados escarbaron y dentro de un ataúd encontraron un cádaver con vestido terciopelo y diadema.

Desde ese entonces, el sacerdote se volvió introvertido, oraba a altas horas de la noche y padeció insomnio. Nunca confesó el nombre de la muerta ni lo confesado por ética de su oficio.

Estamos en contacto.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
 
La confesion de la muuerta
Volver arriba 
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Te Estoy Observando™ :: Temas Diversos :: Paranormal & Terror-
Cambiar a: